Me han Llamado a Juicio Rápido







Consulta Gratis y Sin Compromiso

Llámenos Escríbanos

Pedro Yunqueras
Pedro Yunqueras
25/09/2023
Decidí acudir a ellos, debido a las buenas opiniones que tenían y fue un acierto absoluto, consiguieron resolver mi problema.
Marcos rodriguez
Marcos rodriguez
25/09/2023
Mil gracias!!! Sois los mejores!!!!
Alfonso Carrillo
Alfonso Carrillo
25/09/2023
Muy profesionales y resolutivos. Lo que más he valorado de sus servicios ha sido el nivel de implicación profesional.
Perico Morales
Perico Morales
25/09/2023
Los mejores abogados penalistas, han dado con la clave de mi solución rápidamente.
Marta Romero
Marta Romero
25/09/2023
Tuve unas circunstancias bastante complicadas, pero gracias a APM abogados pude conseguir la defensa que necesitaba.
Dionisio Fernandez
Dionisio Fernandez
25/09/2023
Los mejores abogados penalistas, muy atentos y con muy buenos resultados.
Esteban Carmona
Esteban Carmona
25/09/2023
Un acierto presentarles mi caso, me dieron un enfoque distinto y la solución que lograron fue mucho mejor que mis expectativas.
Daniel Navas
Daniel Navas
22/09/2023
Gracias por vuestro apoyo y gracias por vuestra profesionalidad. Para mí ya sois más que mis abogados, sois mis amigos.
Dionisio Garcia
Dionisio Garcia
16/09/2023
Un diez como abogados y otro 10 como personas.

Me han Llamado a Juicio Rápido

Me han citado a juicio rápido, ¿Qué hago?. Lo primero, contratar a un abogado penalista

El juicio rápido penal en España 

El juicio rápido es un procedimiento judicial establecido para agilizar y simplificar la resolución de determinados delitos considerados menos graves. Consiste en un proceso acelerado en el cual se garantizan los derechos fundamentales del acusado, pero se reduce el tiempo de duración del juicio y se limitan las formalidades procesales.

Me han Llamado a Juicio Rápido
Me han Llamado a Juicio Rápido

El juicio rápido penal es dinámico

e encuentra regulado en la Ley de Enjuiciamiento Criminal de España. Este procedimiento se aplica cuando se comete un delito flagrante o cuando existe una evidencia suficiente que incrimine al acusado y se estima que la pena a imponer no excederá de los cinco años de prisión.

El proceso comienza con la detención del presunto delincuente, seguida de su puesta a disposición judicial en un plazo máximo de 72 horas. A partir de ese momento, se inicia el juicio rápido que consta de varias etapas:

Podemos ayudarle

En Abogados Málaga somos Abogados Especialistas en Penal en Málaga. Si necesita un despacho con amplia experiencia, contacte con nosotros e infórmese sin compromiso.

La comparecencia ante el juez de instrucción: El detenido es llevado ante el juez, quien le informa de sus derechos y de los hechos que se le imputan. El acusado puede designar a un abogado penalista.

La fase de instrucción: En esta etapa, el juez recaba las pruebas necesarias para determinar si hay indicios suficientes de culpabilidad. Puede ordenar la práctica de diligencias como la toma de declaraciones, la realización de peritajes o la solicitud de informes. Ante una sentencia que no sea firme se puede interponer recurso de apelación penal

La fase de acuerdo: Una vez recopiladas las pruebas, el juez ofrece al acusado la posibilidad de llegar a un acuerdo de conformidad con la Fiscalía. En caso de aceptar, se fijará una pena concreta y se celebrará una vista en la que se dictará sentencia de forma inmediata.

La fase de juicio oral: Si no se llega a un acuerdo, se celebra un juicio oral en el que se presentan las pruebas y se escuchan los testimonios de las partes involucradas. El juicio es rápido y se limita al análisis de los hechos más relevantes.

La sentencia: Una vez finalizada la fase de juicio oral, el juez dicta sentencia de forma inmediata. La decisión puede ser condenatoria o absolutoria, dependiendo de las pruebas presentadas y de la valoración realizada.

En el juicio rápido penal se busca la celeridad y la simplificación procesal, pero sin renunciar a los principios fundamentales de un juicio justo. El acusado tiene derecho a la defensa, a ser informado de los cargos que se le imputan, a interrogar a los testigos y a presentar pruebas en su favor.

Es importante destacar que, aunque el juicio rápido penal es un proceso ágil, no implica que se vulneren los derechos del acusado. El juez debe asegurarse de que se respeten los principios de legalidad, contradicción y presunción de inocencia en todo momento.

En conclusión, el juicio rápido penal en España es un procedimiento judicial diseñado para resolver de forma ágil y eficiente los delitos considerados menos graves. A través de este proceso se garantiza la protección de los derechos del acusado, al tiempo que se agiliza la tramitación de los casos, permitiendo una respuesta judicial más rápida.

¿Te ha gustado el artículo?